Liposuccíon

La liposucción, también conocida como lipoescultura, es la técnica quirúrgica empleada para eliminar los depósitos de grasa en determinadas zonas del cuerpo que habitualmente son rebeldes a dietas y ejercicios. Mediante esta técnica se puede aspirar grasa de distintas partes del cuerpo ,tales como, abdomen, cintura, espalda, muslos, rodillas, brazos, cara, cuello, mamas, glúteos, etc. Con frecuencia se realiza en combinación con otros procedimientos como la abdominoplastia(tummy tuck) y la mamoplastia. Es una técnica sencilla con pocos riesgos cuando es realizada por un especialista certificado.

En su primera consulta evaluamos su estado general de salud, los depósitos de grasa existentes, el tono y la firmeza de la piel, los métodos alternativos para mejorar el contorno corporal, tal como, la abdominoplastia. Se indicará estudios de laboratorio, valoración cardiovascular pre operatoria, la supresión de ciertos medicamentos, tales como, la aspirina quince días antes, ciertas vitaminas, el tabaco y el alcohol. Se le dará instrucciones previas a la cirugía, tales como, régimen alimenticios y de líquido, la ingesta de vitaminas específicas y suplementos de hierro.

La liposucción o lipoescultura dependiendo de los volúmenes de grasa a extraer puede realizarse de manera ambulatoria u hospitalizada por uno o dos días, con anestesia local o regional asistida por sedación.

La intervención consiste en destruir y aspirar los excesos de tejido graso localizados en las zonas del cuerpo a tratar a través de mínimas incisiones en zonas pocos visibles.  Con frecuencia usamos el método tumescente que consiste en introducir en la grasa soluciones vasoconstrictoras que permiten extraer la grasa con facilidad y disminuye la posibilidad de perdida sanguínea en la zona tratada. Se introduce una fina cánula a través de estas incisiones que se une a una máquina que produce vacío y mediante movimientos específicos, sutiles y adecuadamente dirigidos entre los depósitos de grasa situados debajo de la piel, se inicia la lipoaspiración profunda que permite el vaciado de volumen, y posteriormente la lipoaspiración superficial que permitirá la retracción de la piel obteniendo un moldeado armónico del cuerpo.

Existen varios métodos de liposucción o lipoescultura según los requerimientos de cada cuerpo; los mas usados son: sistema ultrasónico Vaser que consiste en desnaturalizar la grasa por ultrasonido manteniendo en el área el tejido conectivo con vasos y nervios y extrayendo la grasa luego por el método tradicional.

Sistema Láser: mediante una fuente de luz láser produce un efecto térmico y mecánico degradando la grasa en una emulsión oleosa que se extrae con el método convencional. Con este sistema se reduce el sangrado por coagulación de los pequeños vasos sanguíneos y al mismo tiempo por contacto con la dermis profunda se produce una retracción mayor del tejido tratado. El único inconveniente de este método es que solo esta indicado para extracción de pequeños cúmulos de grasa muy bien delimitados; su ventaja es que es un procedimiento ambulatorio que se realiza con anestesia local y sedación.

Finalmente, el método tumescente que consiste en infiltrar en la grasa volúmenes de líquidos con sustancias vasoconstrictoras y extraer la grasa por planos con mínimo sangramiento mediante cánulas de aspiración muy finas conectada a un liposuccionador que produce un vacío.

Al finalizar el proceso se realiza el drenaje de líquidos de las zonas tratadas, cierre de las pequeñas incisiones, colocación de apósitos antibióticos y colchas de foam de poliuretano revestidas de laminas de silicona que permite la adhesión de la piel a los planos profundos, y una faja semicompresiva sobre el área tratada.

En la actualidad, la recuperación de una liposucción o lipoescultura es relativamente rápida, los hematomas son solo 5 a 10%. Requiere uso de faja por 1-2 meses.

Los resultados estéticos el 80% los verá dentro de los 3 primeros meses y el 20% restante entre 6-8 meses.

Se le indicará dietas especializadas, líquidos y suplementos vitamínicos e hierro en el postoperatorio bajo supervisión médica del especialista que la ayudará a su pronta recuperación.

En conclusión, la liposucción es una técnica muy efectiva para devolverle al cuerpo un contorno agradable y bien proporcionado con cicatrices mínimas.

Los resultados pueden ser permanentes siempre y cuando mantenga una dieta adecuada.

ANTES Y DESPUES

OTROS PROCEDIMIENTOS